Posts Tagged ‘muñecas’

ASANA 19 Torsiones con los Brazos

abril 5, 2009

Mediante la práctica del yoga se persigue despertar nuestro cuerpo y nuestra mente rompiendo los paradigmas o esquemas preestablecidos o a los que estamos acostumbrados desde que nacemos.

No se trata de asumir que nuestros paradigmas están mal o que están bien, ese no es el enfoque del yoga. Se trata de lograr un estado de armonía tal en que los esquemas que están “bien” se conserven por si solos y los que estén “mal” se caigan por si solos. Sin la intervención conciente por parte de nosotros, pues ¿como podríamos saber lo que esta bien o mal sin siquiera saber que es lo que tenemos o que es lo que nos falta?

Por tal motivo debemos realizar las diversas asanas con la mente en blanco, sin siquiera proponernos algún objetivo. El solo hecho de hacerlas provocara en nuestro cuerpo y en nuestra mente el beneficio que dicha asana conlleve. La propia asana forzara nuestros esquemas mentales a reestructurarse por si mismos o a desaparecer por si solos

Les presentaré a continuación una serie de varias asanas con la finalidad de fortalecer la parte superior de nuestro cuerpo, o sea cuello, hombros, etc. Cada una de ellas aporta sus propios beneficios pero las resumo pues su explicación es breve y no ameritan una publicación por separado.

postura-brazos-torcidos-jkl-01

En la asana que les presento se busca torcer los brazos en una forma a la que no estamos acostumbrados hacer de modo cotidiano.

Esto forzara la mente a liberarse de las ataduras sobre formas y normas “naturales” a la vez que nos desarrolla la Elasticidad y la fortaleza de los músculos

Una vez que se realiza hacia un lado se debe repetir hacia el otro para mantener la simetría y la armonía

postura-brazos-torcidos-rsz-01

Debemos permanecer con los músculos relajados, la mente calmada de modo que se haga de una forma natural. Para realizarla entrelazamos suavemente los brazos, pegando lo más posible los hombros y los codos entre si, mientras que, como si de serpientes se tratase, entrelazamos los brazos.

Vamos aflojando la espalda, relajando la mente, calmando nuestra respiración. Una vez que los brazos están entrelazados uno con otro, sostenemos la muñeca con la mano contraria.

En un grado mas avanzado de dicha asana se entrelazan las dos piernas a la misma vez que las manos mientras permanecemos de pie. Se la publicare de modo independiente por sus características y aportes particulares.

postura-brazos-tras-el-cuello-jkl-01

En esta asana se entrelazan los brazos por detrás de la cabeza y a la altura de esta. Mantenemos la espalda recta, los hombros relajados. Mientras más elasticidad alcancemos, mayor será la unión entre los dos brazos.

Es como si nos diésemos un abrazo pero en lugar de hacerlo hacia delante, lo hiciésemos hacia atrás

postura-brazos-tras-el-cuello-rsz-01

postura-brazos-tras-el-cuello-rsz-02

Esta es una asana más difícil y consiste en tratar de pasar el codo por detrás del cuello. Se ejerce una gran influencia sobre la zona cervical, pues el cuello es forzado hacia delante y hacia abajo con el consiguiente efecto de estimulo en dicha zona, la cual es una de partes del cuerpo donde mas se acumula la tensión.

Se logra comprimir de este modo la zona de la garganta con un enorme efecto antiestrés. Debemos realizarla con mucha paciencia, pues no es una postura “natural” y nuestro cuerpo nunca la ha adoptado anteriormente al uso de esta asana. Esto nos liberará la mente y nos flexibilizara nuestro cuerpo para la realización de asanas más complejas posteriormente.

Muy de a poco se logra avanzar en dicha asana. Como pueden apreciar me falta mucho para lograrlo, pero no hay prisas. Poco a poco se llega lejos.

postura-brazos-tras-espalda-rsz-01

En esta postura se cruza un brazo por detrás de la espalda y con la mano se agarra la muñeca del brazo contrario. Luego empujamos hacia delante el brazo que no esta doblado y que forzará al otro a flexibilizarse.

Esta es un ejemplo de las asanas que utilizan partes del cuerpo como palancas, apoyos, pesos, etc. Permanecemos unos 10 segundos estirando lo mas que podamos hacia delante y luego repetimos lo mismo pero con el otro brazo.

postura-brazos-tras-espalda-rsz-02

Aqui cruzamos ambos brazos tras la espalda y tomamos con las manos el brazo contrario más alto que el codo. Esta es otra en la que me falta desarrollar más flexibilidad pues solo logro agarrar un brazo mientras que mi otra mano solo llega hasta debajo del codo contrario.

Pero tampoco hay prisas. Esto significa que debo suavizar más los hombros y relajar mas aun esa parte para lograr que mis brazos se peguen más.

postura-cuello-elevado-01

En esta ocasión se trata de elevar la barbilla hacia arriba mientras dejamos caer nuestra cabeza hacia atrás. Se debe realizar muy suavemente y con mucha delicadeza.

El Peso de nuestra cabeza se apoya hacia atrás con el correspondiente efecto sobre la zona cervical y el estiramiento de los músculos del cuello y se estira la garganta. Para un mayor equilibrio podemos hacerla en postura de Heroe.

Es un excelente ejercicio para liberar la tensión en dicha zona.

postura-cuello-elevado-02

Esta por el contrario fuerza la zona cervical hacia el lado opuesto. A la vez que con ambos brazos ejercemos presión hacia abajo muy delicadamente. Mantenemos la postura unos 10 segundos.

Podemos reforzar dicha asana intentando unir lo mas posible los codos, buscando que se toquen entre si, lo cual favorece a la flexibilización de los hombros así como de los músculos de los brazos y antebrazos.

Podemos realizarla tanto de pie como en posición de rodillas adoptando previamente la asana “El héroe”

Cada una de las diversas posturas que les presento implica beneficios por separados y a la vez se facilitan o ayudan unas a las otras. Es bueno destacar que en el Yoga se busca la armonización de todo el cuerpo y de la mente, no solo para algunas de sus partes.

Por tal motivo cada asana que realicemos contribuirá a la armonización general de todo el conjunto.

Una vez culminadas su realización podemos descansar adoptando la asana “El cadáver”